Tomar clases de baile, una forma de ejercitar y divertirse

Anuncios patrocinados


Tomar clases de baile, una forma de ejercitar y divertirse
Tomar clases de baile, una forma de ejercitar y divertirse

Hay gente como yo que no le ve la gracia a ir al gimnasio y estar una hora con los aparatos, me parece totalmente aburrido, prefiero algo con más contacto con la naturaleza o simplemente hacer alguna actividad que me haga reír, de hecho es lo que hago, hago Kangoo Jumps con mis amigas y morimos de risa todo el tiempo. Hay otras personas que prefieren otras cosas como salir a corre o caminar por el parque pero hoy te vamos a contar acerca de una actividad diferente,  estamos hablando de bailar,  gente que toma clases de baile para ejercitarse y divertirse.

Las clases de baile en los gimnasios  están siendo cada vez más solicitadas por las personas que buscan ponerse en forma y pasar un buen rato. Hay ritmos para todos los gustos y pueden gastarse hasta 400 calorías en una hora

Parece irónico ya que hace 20 años, la danza se proponía solamente en institutos de danza y expresión corporal. Era muy raro encontrar propuestas para aprender a bailar en los gimnasios.

Desde los 90, los gimnasios comenzaron a incorporar clases de ritmos latinos bajo el nombre de “clase de salsa” o “clase de merengue”, con lo cual era frecuente encontrar al menos 2 o 3 clases semanales con estas propuestas. Hoy bailar no sólo esta ligado a una técnica para expresarse con el cuerpo, sino más bien muchas personas, ven el   baile como un ejercicio y un pasatiempo para divertirse.

Tomar clases de baile, una forma de ejercitar y divertirse
Tomar clases de baile, una forma de ejercitar y divertirse

Hoy para bailar no importa condición física y motricidad,  sólo hay que buscar  divertirse, desinhibirse y pasarla bien en grupo. Tal es la concepción de las clases de ritmos en los gimnasios de hoy. Los nutricionistas lo recomiendan ya que una hora de baile continuado, puede demandarnos hasta 400 calorías de consumo. Una clase de baile es sin dudas, una alternativa para nada despreciable de entrenamiento aeróbico.

Anda al gimnasio más cercano y pregunta por alguno de estos ritmos: salsa, merengue, rumba, axé, ritmos latinos y aerodance, son las más populares. Vas  a ver que bailar se convertirá en una diversión y harás ejercicio al mismo tiempo.

1 Star2 Stars3 Stars4 Stars5 Stars (No Ratings Yet)
Loading...



» »

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *